Salud y deporte, prioritarios para el alcalde de Cuajimalpa

Por Miguel Angel Morelos

Importantes obras públicas se realizarán en la alcaldía de Cuajimalpa en materia de salud y deporte, así lo anunció el alcalde Adrián Rubalcava Suárez, en un recorrido realizado el pasado fin de semana en el pueblo de San Pablo Chimalpa.

En este lugar se construirá una pista de atletismo y un campo de fútbol infantil, en el paraje de Rio Borracho (Hueyatla) de este poblado, señaló.

También se ampliarán las instalaciones y el servicio médico del Centro de Salud de San Pablo Chimalpa.

“La salud es una necesidad vital para los vecinos de Cuajimalpa, así como el deporte es una de las prioridades dentro de mi gobierno, agregó Adrián Rubalcava Suárez.

Para la reflexión: Los linchamientos son producto de la barbarie, por más que se pretenda justificarlos como actos de justicia reflejan la cobardía y la impunidad, igual de repente es el linchamiento mediático político del que es objeto actualmente el alcalde de Cuajimalpa, Adrián Rubalcava.

No obstante lo anterior, adversarios políticos del alcalde, que aspiran a alguna candidatura, crean páginas de internet anónimas para agredir y difamar, van acordes con el periodismo amarillista, se han convertido en tribunal de la Santa Inquisición para juzgarlo por atrocidades que ellos mismos le inventan.

Sin obviar la gravedad del asunto, es necesario aclarar que el alcalde Rubalcava Suárez no es un monstruo que con mala fe dibujan, es un funcionario público que como pocos, sus actos de gobierno están enfocados en mejorar la calidad de vida de los grupos vulnerables, parte de su carisma natural, en la identificación con las personas que con diversos problemas a él recurren y a quienes no sólo les brinda apoyó, también su amistad y calidez humana.

El sólido bagaje social y político con que cuenta el alcalde Adrián Rubalcaba, incómoda a sus adversarios políticos, que con mezquino interés manipulan fotografías y comentarios tendenciosos, con los que pretenden minar su credibilidad, consiguiendo el efecto contrario, ya que la población que lo quiere comienza a organizarse en su defensa. Ese es el ambiente que se respira y late en Cuajimalpa.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s