López Obrador confecciona el terror de una guerra civil!

*México entró a una faceta de terrenos movedizos sumamente peligrosos, consideró la Academia de Derecho Penal del Colegio Nacional de Abogados Foro de México

*Es inaudito que el Ejecutivo haya minimizado la multitudinaria marcha del 26-F-2023, donde millones de mexicanos salieron a protestar pacíficamente en defensa del Instituto Electoral Nacional, en contra de las arrogancias del Ejecutivo de querer destruirlo

Por Blas A. Buendía

La Academia de Derecho Penal del Colegio Nacional de Abogados Foro de México, exhortó por enésima ocasión al presidente Andrés Manuel López Obrador, a evitar que México siga pisando sobre terrenos movedizos y peligrosos, que pueden hundirnos en forma inevitable por inconcebibles precipicios. Se puede evitar ello aplicando correctamente otra política, no la de “abrazos y besos”. Ley y cárcel es lo adecuado.

En el filo de las “afinidades y discrepancias”, en esta cuarta Transformación de la República, se transita por dos políticas cuya co-existencia es aparentemente pacifica, muy tolerada y diametralmente opuesta.

Explicó: “Una es la política del neoliberalismo creador de la narco-política, por la que se pronuncian todos los gobernantes y ex gobernantes corruptos; y la otra, es la política de ‘abrazos y besos’ a la delincuencia, o sea, la llamada política de Andrés Manuel López Obrador”.

Lastimosamente, destacó que la política de seguridad para abatir el flagelo que representa la operatividad del narcotráfico en México, el cual ha creado un gobierno de facto paralelo al constitucional, aquél se encuentra avalado por el fiscal Alejandro Gertz Manero, y lo peor, su necedad de no investigar al narco-jurista más célebre de todos los tiempos.

Asimismo, todas estas discrepancias o afinidades podrían y tienen que ser resueltas en términos de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos.

La pregunta obligada es ¿hacia dónde vamos?, ¿hacia dónde nos dirigen esos contrastes y coincidencias?

Vaticinó que en unos cuantos meses más habrá concluido la historia del neoliberalismo y de la Cuarta Transformación de la Nación, dando pie a que México no solo cambie de modelo de gobierno, sino el de restaurar la república que actualmente es un polvorín.

“Épocas políticas confusas e inciertas, que no lograron alcanzar la justicia que pregona nuestra Carta Fundamental, la que justamente se esperaba, o sea, orientar a la narcopolítica en términos de ley, para que en su momento pudiera ser sancionada. Por ello cabe una vez más preguntar, ¿tantas promesas y mentiras a dónde nos han llevado? ¿Qué es lo que se ha logrado obtener? La respuesta correcta sería: Nada”, planteó el abogado penalista Alberto Woolrich Ortiz.

Dijo que la política de ambos tiempos ha hecho de México un verdadero laberinto, con intrincadas redes de corruptos y recintos de justicia en donde habita la impunidad, en donde se contradicen los designios divinos de nuestra Carta Republicana. “Los gobernantes de ambas temporadas ello no lo entienden, confunden delitos y ahora los aplauden, lo que impide la aplicación irrestricta del espíritu de nuestra Suprema Ley”, lamentó.

Hizo hincapié que “México se ha convertido, no en lo que debe de ser, sino en una encrucijada imparable y maligna por esas incorrectas maneras de actuar y pensar, nuestros políticos de dichos periodos sólo buscaron y buscan encontrar las veredas que conducen a caminar por lo absurdo y para otorgar complicidad a la delincuencia. Con esa obstinación e insensatez México no avanzará. Va a perder”, alertó.

Subrayó: “Si esos gobernantes neoliberales y actuales lo quisieran saber, se les diría que nuestro Pacto Federal es el estatuto que organiza a México para triunfar, en él se expresa el sentimiento y la necesidad de sus gobernados, sus mejores ideales de justicia y el encausamiento de la soberanía —del que tanto hablan en esas tribunas mañaneras— dentro del orden y la legalidad”.

El abogado Woolrich también refirió que “nuestra Ley Suprema identifica al gobernante con el gobernado en el momento en que ella se aplica, mostrando una diáfana conjugación de intereses nacionales, asegurando y fortificando con ello, el ejercicio de nuestras instituciones y garantizando los derechos inalienables de los mexicanos para obtener justicia”.

Reiteró: “La Academia de Derecho Penal del Colegio Nacional de Abogados Foro de México, invita una vez más a Andrés Manuel López Obrador, a evitar que México siga pisando sobre terrenos movedizos y peligrosos, que pueden hundirnos en forma inevitable por inconcebibles precipicios. Se puede evitar ello aplicando correctamente otra política, no la de ‘abrazos, no balazos’. Ley y cárcel es lo adecuado”.

Si bien cada día López Obrador confecciona el terror de una guerra civil, en ese núcleo de afinidades y discrepancias, habitualmente se niega a corregir su Cuarta Transformación (que es la completa Deformación de la Nación), toda vez que en la multitudinaria concentración del Zócalo, también denominada la marcha del 26-F-2023, no solo se observó a un pueblo desesperadamente cansado de escuchar tantas falacias del Ejecutivo, sino le demandó que actúe por la rectitud del derecho, porque de lo contrario jamás reinará la paz del país si sigue con su frasecilla de “abrazos, no balazos”, y mucho menos, “ni abrazos, ni besos”.

Es inaudito que el Ejecutivo haya minimizado la multitudinaria marcha del 26-F-2023, donde millones de mexicanos salieron a protestar pacíficamente en defensa del Instituto Electoral Nacional (INE), en contra de las arrogancias del Ejecutivo de querer destruirlo, traicionando su protesta como Presidente, bajo los preceptos constitucionales adscritos en el artículo 86 constitucional.

Necesario recordar que el nuevo presidente al tomar posesión de su cargo, está obligado en juramentar el buen desempeño de sus próximas funciones: “Protesto guardar y hacer guardar la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos y las leyes que de ella emanen, y desempeñar leal y patrióticamente el cargo de presidente de la República que el pueblo me ha conferido, mirando en todo por el bien y prosperidad de la Unión, y si así no lo hiciere que la nación me lo demande”.

Pues bien, señaló la Academia de Derecho Penal del Colegio Nacional de Abogados Foro de México, Andrés Manuel López Obrador ha incurrido en no respetar a lo que se comprometió, dejando a la deriva el desarrollo de la Nación, darle manga ancha al crimen organizado poniendo en riesgo a todo México, que no faltaría nada por registrarse en el futuro inmediato alguna asonada proveniente de la ciudadanía organizada.

“¡Es cuanto!”, aseveró el licenciado Alberto Woolrich Ortiz, quien es presidente de la Academia de Derecho Penal del Colegio Nacional de Abogados Foro de México, A.C.

Reportero Free Lance *

Premio México de Periodismo Ricardo Flores Magón-2021

filtrodedatospoliticos@gmail.com

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s