PRI de Hidalgo ningunea, humilla y anula voto de candidato independiente

*Continúa con sus “marrullerías” al validar la candidatura de su “gallo”

Por Socorro Valdez Guerrero
Él, un sencillo campesino, que apenas sabe leer y escribir, conoce sus derechos electorales y los ¡Defiende!
Es un ejemplo a seguir. Rechaza con su voto a quien no quiere los gobierne.
Su actitud, su decisión de defensa del sufragio, hoy convulsionó a una estructura partidista tricolor  en Hidalgo, y las autoridades electorales.
Anulan un voto a favor de un candidato independiente, y por el mismo caso que lo hicieron, hacen válido el otro a favor del tricolor.
Eso, no lo permitiré, confirma aquel humilde campesino.
Hay ¡Ninguneo, imposición y discriminación electoral! Se favorece a uno, y se quiere sepultar a otro.
Dos boletas evidencian lo que el hidalguenses confirma. Sacude a un partido político, a un Tribunal Electoral, y a sus magistrados.
Da una lección de civilidad, de defensa de los derechos y deja precedente. Usa la ley, denuncia, demanda legalmente y advierte:
“Los derechos, no se simulan, se ejercen”. Enseña al resto de los pobladores, a otros ciudadanos, que el voto, no sólo se ejerce, ¡se defiende!
En Acaxochitlan, municipio, predominantemente de población indígena, se agitan las pasiones políticas.
Un candidato sin partido, logró el “tu por tu” electoral con uno del tricolor.
El triunfo, se desconoció. Hubo inclinación y una decisión errónea, modificó la elección ciudadana a favor de un candidato independiente.
El arrojo de ese campesino,  Juan José Marroquí Ríos, sacudió al PRI, que quiere  desconocer el sufragio que emitió el campesino y con el cual hace la diferencia entre, ¡derrota y el triunfo!
Él, quien se anticipó a complicidades y estructuras que “aplastan” a quien por un voto revierte el empate, votó y selló su sufragio a favor de un aspirante independiente, con su propio nombre.
Se anticipó a la desconfianza en las autoridades electorales, a la incredulidad en los partidos políticos, a la ¡Limpieza electoral!
Marroquí Ríos, de condición humilde está decidido a no permitir anulen su voto, a defender el ¡Sufragio!
Ese hombre de palabras cortas, que siembra y vende plantas de ornato, desconoce las leyes, aunque sabe de sus derechos.
No claudica en su propósito y fue en busca de un abogado, que con la ley, haga respeten su sufragio. No le teme a toda una estructura electoral, que busca descalificar su inclinación por un candidato independiente.
Tampoco a magistrados del Tribunal Electoral hidalguenses, que quieren estar por encima de su libertad de decidir por otro ciudadano sin color partidista.
Cuando eligió, se anticipó al   fraudes y por ello, estampó su nombre en la boleta electoral, justo ahí dónde está el del independiente.
Ahora, determinaron desconocer esa defensa, que permitiría dar el triunfo en el municipio de Acaxochitlan, a un ciudadano sin partido.
Para las autoridades electorales, hubo empate con cuatro mil 540 votos entre Salvador Neri Sosa, del PRI, y el candidato Independiente, Erick Carbajal Romo.
Sin embargo, el voto del campesino, que hoy se busca anular por estampar su firma en la boleta, haría la diferencia.
En esa región de población de lengua náhuatl, la decisión fue mostrar su molestia que los gobierne quien no sabe de las necesidades de sus moradoras.
De familias que heredan los  cargos, de candidatos impuestos que no proviene de una localidad Otimí, como el aspirante independiente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s