Roberto Calasso: un clásico universal contemporáneo

Por Sigifredo Esquivel Marín

Leí por sugerencia e insistencia de mi amigo y poeta Javier Acosta a Roberto Calasso, me decía que era uno de los grandes escritores y pensadores actuales, uno de los grandes de verdad, sentenciaba, y en efecto, su lectura ha sido un verdadero banquete de ideas y fina prosa argumental; ahora acaba de morir, el 28 de julio de 2021, después de una penosa y larga enfermedad, descansa en paz. Calasso fue alma y sello de la exigente calidad de Adelphi Edizioni, una de las editoriales europeas más importantes en la conformación de un canon literario e intelectual muy selecto. Su amigo y también editor de Anagrama Jorge Herralde ha traducido y difundido en español la obra entera de Calasso. La marca del editor (Anagrama, 2014) condensa y concentra las posiciones editoriales de Calasso, que hacen eco en Herralde y los auténticos editores modernos que aman el libro por encima de las ventas. Frente a Amazon y el mercado editorial en línea que se guía por el fetichismo de la mercancía, Calasso fue un editor apasionado y comprometido con la publicación de libros que fueran patrimonio de la humanidad y no aclamación frenética de la mercadotecnia. En un mundo editorial donde se publica tanta basura y bestsellers, no solamente prescindibles, sino que contravienen la educación del libre pensamiento. A contracorriente del orden, las modas y los modos hegemónicos, para Calasso el trabajo del editor es un quehacer fundamental de preservar, seleccionar y difundir la memoria cultural, histórica, artística, literatura e intelectual de la humanidad. Paradójica y extrañamente en el campo editorial, su vasta cultura no se opone al entusiasmo y apertura por descubrir nuevos talentos. Su vasta y sólida obra literaria resulta absolutamente fundamental para elucidar lo sagrado y lo divino en el crepúsculo de la modernidad, tal parece que sus obras completas se pueden leer de manera autónoma, pero también de forma interdependiente como parte de una gran enciclopedia que merodea un juego de re-escritura de los libros sagrados bajo un palimpsesto heterogéneo profano. En efecto La Folie Baudelaire, El ardor, La locura que viene de las ninfas, sirvan como mero ejemplo, nos muestran que se trata de obras que elucidan con rigor y una argumentación bien fundamentada la relación entre lo humano y lo divino bajo las experiencias más extremas de errancia, naufragio e intemperie. Erudición, rigor analítico, fina prosa y argumentos elocuentes van hilvanando una prosa que recrea los clásicos en y desde las interrogaciones más acuciantes del presente. Su elegante prosa encuentra apenas un parangón en George Steiner y Claudio Magris, y se remonta con dignidad al mejor ensayismo literario de Jorge Luis Borges, Walter Benjamin y José Ortega y Gasstet, por mencionar tres casos paradigmáticos de escritores que han hecho del ensayo una obra de lucidez y experimentación extremas. Calasso tiene la audacia de escribir de manera clara, precisa, puntual y elegante interrogaciones e ideas profundas apenas entrevistas sin empalagar al lector con argumentos lapidarios. Asume el ensayismo como arte de la sugerencia más que de la sentencia. Otra de sus pasiones fundamentales ha consistido en acercarse a las cosmovisiones orientales, y en particular, a la vasta geografía cultural, espiritual e intelectual de la India, Ka y El ardor (traducidos y editados en Anagrama) son viajes exploratorios de visiones-versiones de mundo que recrean la potencia mítica como potencia antropológica fundamental. Revisitar los grandes mitos fundacionales de la humanidad fue una tarea que emprendió y realizó con éxito uno de los pensadores más grandes de nuestro tiempo, su obra perdurable, nos da cuenta de que se trata de un clásico universal contemporáneo.

Al igual que Borges y Foucault, guardadas las abismales diferencias, retrotrae las patologías y enfermedades del espíritu a su fuente mistérica en lo sagrado, de ahí que le guste recordar a Jung quien sugiere que los dioses antiguos se han convertido en enfermedades modernas. Los libros de Calasso elucidan las potencias telúricas que habitan las entrañas del ser humano y que se despliegan de manera privilegiada en el arte, la literatura y el pensamiento; campos donde el autor muestra un dominio contundente y admirable. Será leído y releído una y otra vez porque su lectura nos permite repensar la memoria ancestral humana de cara al incierto y aciago porvenir; su luz y lucidez son brújula y lámpara fundamentales en la noche oscura del nihilismo contemporáneo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s